Simbología scout

En esta página puedes ver:    - El saludo scout    - La flor de lis

El saludo scout

Los scouts, en cuanto miembros de la Hermandad Scout Mundial, tienen un saludo especial que les es propio, común a todos los scouts del mundo y que es a la vez un signo de reconocimiento entre scouts desconocidos de cualquier lugar.

Por tanto, dentro del escultismo, este saludo contribuye a afirmar la buena voluntad que reina entre todos sus miembros. Valga como muestra el siguiente relato:

"Un soldado americano yacía gravemente herido en una pequeña isla en los mares del Sur, durante la segunda guerra mundial. Cuando un soldado japonés se le acercó con la bayoneta calada, pensó que sería muerto y todo terminaría. Entonces, y de modo inconsciente, hizo la seña scout. Horas más tarde recobró el conocimiento. Seguía tirado en el suelo, pero comprobó con sorpresa que sus heridas habían sido curadas, y encontró junto a él una nota que decía: 'Yo soy el soldado japonés que trató de matarlo, pero su seña scout me recordó que también fui scout en mis años jóvenes. ¿Cómo podría haberlo yo matado? Yo le presté los primeros auxilios lo mejor que pude. Buena suerte."

Este saludo está formado por la seña scout y el apretón de la mano izquierda.

Para hacer la seña scout, se extienden los dedos índice, medio y anular, mientras que la yema del pulgar se apoya sobre la uña del dedo meñique, todo ello con la mano derecha. Cuando se saluda, se coloca ésta a la altura del hombro, haciendo la seña.

Generalmente, a la par que se hace la seña, el scout extiende su mano izquierda para estrechar la del otro. Esto también tiene su historia, que es la siguiente:

"Durante la campaña contra Prempeh, Rey de los Ashanti, Baden-Powell capturó a uno de los jefes. Al rendirse, nuestro Fundador le extendió la mano derecha en señal de amistad. Sin embargo, el jefe Ashanti insistió en darle la mano izquierda, explicando que 'sólo los más valientes entre los valientes se saludan con la mano izquierda, porque para hacerlo deberían desproveerse de su mayor protección que es su escudo."

Los scouts de todo el mundo estrechan la mano izquierda, que es la que está más cerca del corazón.


Tradicionalmente, el saludo scout está reservado a aquellos que han realizado su promesa scout.

Todos estos gestos se deben utilizar en el ambiente adecuado, ya que realizarlos con el resto de las personas daría lugar a equívocos y considerar incorrecta nuestra actuación.

La flor de lis
La flor de lis es la insignia representativa del Escultismo en casi todo el mundo.

En los principios del movimiento scout, Baden-Powell pensó en un emblema que simbolizara el espíritu scout, usándolo por primera vez en el campamento de Brownsea, en agosto de 1907.

La idea de utilizar una flor de lis fue tomada de los mapas antiguos, donde la flor de lis señalaba el norte, para que el Scout no pierda nunca el sentido de su vida.

Los tres pétalos, de la misma forma que los tres dedos de la Seña Scout, nos recuerdan los tres puntos de la Promesa.

  • El central, Dios y Sociedad.
  • El de la izquierda, ayuda al prójimo.
  • El de la derecha, observación de la Ley scout.

La línea que divide el pétalo central, la aguja de una brújula, significando que el Scout es capaz de seguir el camino recto en su vida, de la misma forma como la aguja de la brújula señala siempre al norte.

Las dos estrellas, cada una de cinco picos, la vida al aire libre, los ideales de veracidad y conocimientos del Movimiento Scout. Además recuerdan los 10 artículos de la Ley Scout.

El Anillo que reúne los tres pétalos, la unión de la hermandad scout, detalle que se ve reforzado por la cuerda que circunda la flor de lis, recordándonos que nuestra hermandad es mundial.

La cuerda va unida en sus dos extremos por un nudo, este es un nudo de trabajo y recuerda al Scout que su superación solo será a base de esfuerzo y dedicación.




Comments